14 noviembre, 2020

Las recomendaciones de Caser seguros si al llegar de vacaciones tu vivienda ha sufrido un robo o siniestro

Caser seguros

La aseguradora Caser ha preparado una lista de recomendaciones para las personas que al llegar de vacaciones encuentran que su vivienda haya sufrido un robo o cualquier otro tipo de incidente.

Lo hacen coincidiendo con el final de la época estival en la cual los robos cada año aumentan considerable aprovechando que los propietarios o inquilinos están ausentes en el domicilio por vacaciones.

Lo primero que recomiendan es ponernos a salvo si al acceder a la vivienda vemos cualquier factor de riesgo o algo que nos pueda indicar que un ladrón está dentro, todo está inundado y con cables en contacto con el agua, ves grietas u oyes ruidos que presagian el colapso de la estructura, lo mejor es abandonar de inmediato la vivienda.

El segundo paso consistiría en avisar a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado si se tratara de un robo y no tocar nada hasta que acuda la policía científica a tu casa. Si hay riesgo para las personas, lo ideal es llamar a los Bomberos.

A continuación se comunicaría el siniestro a tu compañía aseguradora lo antes posible para que puedan ponerse en marcha y se inicien las labores de reparación y evaluación de los daños.

Lo siguiente sería hacer todo lo posible para evitar que no se incrementen los daños, cortando por ejemplo la llave de abastecimiento de agua o el suministro eléctrico, desconectando los electrodomésticos o cambiando la cerradura.

También es importante realizar fotografías o vídeos de los daños, pues serán de utilidad para su valoración y para establecer la causa del accidente. Haz una lista de los objetos que han resultado dañados o han sido robados y, en este último caso, describe en la denuncia esos objetos robados para que puedan devolvértelos si aparecen. Recopilar las facturas o fotografías de los enseres sustraídos que ayuden a probar su preexistencia.

Otro de los aspectos a tener en cuenta es tratar de recuperar el mayor número de objetos dañados. Por ejemplo, en el caso de daños por el agua, retirando los muebles y enseres afectados para que se sequen.

Una vez atendidas todas estas recomendaciones trataremos de recuperar el ritmo normal de vida.

0 Reviews

Write a Review

María Pérez

Soy redactora en Mutuas y Seguros, un espacio donde apuesto por compartir las actividades de las compañías y sus buenas prácticas. Además, le pongo el foco a aquellos temas de impacto para los ciudadanos.

Read Previous

El Máster Universitario en Comunicación de la UCJC incorpora el título de Experto en Comunicación Digital

Read Next

Agroseguro paga 30 millones de euros en indemnizaciones a cultivos herbáceos dañados por tormentas